jueves, 26 de julio de 2012

Camino de Buenos Aires

El peronismo Argentino, como el nacionalismo Catalán y en general todas las naciones o inventos inmaduros y semi-fracasados, responden a la necesidad de inventarse un enemigo externo opresor, para colgarle a su vez ese fracaso.

la Unión Europea en general, si fracasa en esta crisis, o desaparece o va camino de Argentina. Ya en Europa apesta desde hace tiempo el espiritu argentino del perdedor orgulloso. El prototipo es el francés que antes se enorgullecía de sus Concordes y ahora solo se concentra en sus quesos, que es su hecho diferencial. 

En lo politico la UE no ha dejado de escupir demagogia desde su fundación. Menos mal que en lo economico han pesado mucho las benditas fobias de los alemanes y la necesidad pseudoliberal de eliminar bordes internos para deshacer a sus competidores internos, los estados.

En refinitiva.... Un momento, que está inicializando la bolita... Si... veo a una Europa juntita o separada, da igual, pero muy acorralada, muy a la defensiva, con muchos aranceles y con un estado del bienestar muy degradado, pero que nos lo venderán como el ultimo reducto del humanismo y la ecología, mientras nos contarán que en USA  los niños mueren en la calles y robots asesinos usan la energia de los humanos para controlar el planeta. Osea, lo mismo que ahora, pero mas fuerte.

Paña?  Yo veo a España muy mal, pero sin embargo sin nada que ofrecer en el futuro. Hubo una epoca en la que habia gente que creia en algo. Y además mandaban. El PP de Aznar era un reflejo del partido conservador de Thatcher o el Republicano de Reagan. Pero ahora eso no existe. ¿Donde está esa gente?. Arrinconada por los cantamañanas y los "tontos eficientes", que han triunfado durante la burbuja, tanto en la Política, como en la Empresa. Gente mediocre como ZP o Rajoy,. Tengo ganas de hablar de eso.  El Tea Party Americano, el Inglés o el Español son gente extraparlamentaria, machacada por el sistema.. 


De esta no salimos solo con  reformas economicas o quitando embajadas. Ni aqui ni en ninguna parte.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada